Ingeniería 2030 – Universidad Arturo Prat

Programa Nueva Ingeniería2030 de la Facultad de Ingeniería y Arquitectura UNAP

Académica de la UNAP realiza investigaciones de baterías de litio en laboratorio de la USACH

Las pasantías se realizan a través de la gestión del Programa Nueva Ingeniería 2030 y busca que las experiencias de los académicos tengan un impacto en su desarrollo profesional, en los estudiantes y en la región de Tarapacá.

Con la publicación, durante este año, en la revista “Journal of Solid State Electrochemistry” y en uno de sus números dedicados especialmente a Baterías de Litio, se materializará el trabajo que realizó la académica de Ingeniería Civil Metalúrgica, Erika Meza, en su pasantía por dos semanas en el Laboratorio de Fisicoquímica y Electroquímica de Sólidos a cargo del Dr. Francisco Herrera Díaz, en la Universidad de Santiago (USACH).

La académica durante ese tiempo, tuvo la oportunidad de utilizar los equipos para hacer pruebas de impedancia electroquímica, que sirven para “evaluar electroquímicamente materiales de electrodo – óxidos mixtos de Litio, cobalto y níquel- que habían sintetizados en la UNAP, técnica que además permite simular el sistema electroquímico estudiado a un circuito eléctrico con el que se determina propiedades como la conductividad del electrolito, del electrodo y coeficiente de difusión del oxígeno en el cátodo en celdas litio-aire”

Cabe mencionar que, el laboratorio de la Usach, se caracteriza por tener un equipamiento especializado en estudio de baterías, tanto ión-litio como para diversos sistemas metal-aire que son de mayor capacidad en cuanto a densidades de corriente de trabajo, permitiendo el desarrollo de nuevos materiales que son caracterizados fisicoquímica y electroquímicamente.

A raíz de esta pasantía, y gracias a la intención por parte del Laboratorio de la Usach de trabajar con universidades regionales, nace el interés de hacer un trabajo en conjunto que beneficiará a los estudiantes de la UNAP que tendrán la posibilidad de realizar pasantías en el laboratorio, utilizar sus implementos en apoyo a sus trabajos de titulación; y, por parte de FIA, compartir el conocimiento que existe de la caracterización de minerales en la zona y ayudar en el análisis de elementos en la minería, un área en la que ellos no se manejan.

Para Erika Meza, “un investigador no puede encerrarse en su oficina y no tener contacto con sus pares, se tienen que crear nexos y lograr un trabajo colaborativo porque eso abre las posibilidades, es el paso para después realizar acá estos estudios”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba